Tren de sombras
Tren de sombras

Tren de sombras

Audio y subtítulos

Versión en Español

País

España

Año de producción

1997

Género

Documental

Estreno en cines

23/01/98

Recaudación

45.250,00 €

Espectadores

11 576

Ver ficha

IMDB

Sobre la película

En la madrugada del 8 de noviembre de 1930, el abogado parisino y cineasta amateur Fleury salía en busca de la luz adecuada para completar una filmación paisajística en torno al lago Le Thuit. Ese mismo día, el abogado fallece en extrañas circunstancias. "Tren de sombras" se compone de las filmaciones estivales registradas en Le Thuit (Alta Normandia) por el singular pionero del cine amateur originan una indagación poética y detectivesca entorno a la imagen cinematogràfica.

Todos los públicos

Dirección y reparto

Avatar por defecto de un usuario no logueado
Los comentarios despectivos y los spoilers serán moderados. Si tienes cualquier problema escríbenos a contacto@filmin.es
  • Avatar de pepesapena

    pepesapena

    La imagen audiovisual es el mayor triunfo del hombre sobre la muerte. Gracias a ella somos capaces de robar diminutos momentos de realidad, podemos atrapar el mismo tiempo. Una vez captada, dicha imagen se puede visualizar, congelar o rebobinar, entre otras tantas opciones. En suma: podemos jugar con ella.

    No debemos olvidarnos jamás del hombre de la cámara. Casi nunca somos capaces de verlo, de notar su presencia siquiera. Pero en otras ocasiones algo le delata: tímidos gestos o voces de aquellos que están siendo retratados o incluso pequeños descuidos.

    La imagen, si es honesta, supone una plasmación de la realidad, de la verdad, de lo absoluto. Es cierto que toda imagen audiovisual implica una decisión previa (Por nimia que esta sea), y con ella, una manipulación (Entendiendo el concepto sin connotación negativa alguna). Pero este hecho no contamina su esencia siempre y cuando este sujeto a unos límites morales y a una finalidad sincera que justifique su creación.

    8 8 hace 3 meses (Editado)
  • Avatar de bracero

    bracero

    Siempre he considerado Tren de Sombras como la obra más maravillosa que ha dado la Historia de nuestro Cine. Guerin alcanza la categoría de maestro con una reflexión sobre el tiempo, la memoria y la propia ficción cinematográfica, solo al alcance de unos pocos.

    10 10 hace 1 año
  • Avatar de lookingatyou

    lookingatyou

    . Aunque su grandeza está, en última instancia, en aquello que nos roba: tras abandonar esa mansión silenciosa y el blanco y negro de las imágenes, el espectador que se haya dejado embaucar comprenderá que, tras dejar atrás el lago y tornar al día a día cotidiano, una parte de sí mismo ha quedado atrapada en aquellas salas, en aquellos jardines, observando las risas mudas de los Fleury, el humo del tren que pasa, nuestras propias sombras en el suelo, cada vez más borrosas… O si no, no habrá comprendido nada.
    Extracto del artículo en Cineuá, somos cine, de Nacho Villalba.

    hace 1 año
  • Avatar de carlosdegredos

    carlosdegredos

    ¿Se puede atrapar el tiempo? En este soberbio ejercicio de lenguaje fílmico y fotográfico parece que el director lo ha conseguido con todo un repertorio de recursos.
    Hay una secuencia que resume toda la película: Se ve la delantera de un coche pero su ruido no se escucha y es sustituido por el de un carruaje tirado a caballos y al mismo tiempo por el del tren. Eso sería el tiempo, muchos planos en uno mismo.
    Quién dijo lenta, el tiempo real es más lento y cuando se necesita más de un visionado para aprehendor multitud de detalles entonces la velocidad es relativa.
    Gracias por regalarnos este tren de tiempo.

    9 9 hace 2 años
  • Cineuá

    de Web oficial

    Partiendo de un hecho prácticamente anecdótico, y de un material en principio intrascendente, Guerín construye una obra decididamente atípica que aúna riesgo narrativo, experimentación formal y reflexión cinematográfica, un homenaje al cine que trasciende la singularidad de su premisa y que consigue arraigar en un territorio de nadie que debería ser de todos, porque pocas veces el cine emana semejante pureza y abre tantos caminos para la creación y el análisis. Aunque su grandeza está, en última instancia, en aquello que nos roba: tras abandonar esa mansión silenciosa y el blanco y negro de las imágenes, el espectador que se haya dejado embaucar comprenderá que, tras dejar atrás el lago y tornar al día a día cotidiano, una parte de sí mismo ha quedado atrapada en aquellas salas, en aquellos jardines, observando las risas mudas de los Fleury, el humo del tren que pasa, nuestras propias sombras en el suelo, cada vez más borrosas… O si no, no habrá comprendido nada.

    10.0 10.0
  • Ángel Fernández Santos

    de El País

    Obra bellísima, muy compleja y honda, de corte experimental. No creará grandes colas en las salas, pero ya es una cumbre de la inteligencia de nuestro cine.

    10.0 10.0