5,7

Puta y amada

· 62min.

Vuelve uno de los directores más singulares de nuestro cine. Godard, Yurena y Papa Topo participan en esta historia de (des)amor en la Barcelona de hoy.
No disponible en tu país

Sobre la película

La cantante Yurena es la estrella invitada de la tercera película de Marc Ferrer ("La maldita primavera"), algo así como el remake libre de "Nosotros no envejeceremos juntos" rodado con la misma escasez de medios, frescura y desvergüenza de sus anteriores films, pero con un tono algo más melancólico, cercano a las películas de Pialat, Eustache o Garrel. 

A pesar de estar en una relación, Zaida conoce en una fiesta a Luci, una especie de versión actualizada de femme fatale que intenta seducirla. Su amiga Julia, tras asistir a la proyección de una película de Godard, de quien está obsesionada, conoce al proyeccionista del cine, del que también se obsesiona. El amigo de ellas, Marcos, es un director de cine en crisis creativa y sentimental que constantemente rompe y se reconcilia con su pareja, Adrià, compositor de un grupo de música pop.

Los tres se embarcan en una serie de relaciones superficiales que les harán transitar desde el más puro egoísmo a la necesidad de compañía del ser amado, en esta comedia moral sobre el final de la juventud y la desidealización del mundo, que es también un retrato de esta Barcelona, puta y amada, en la que todos se encuentras inmersos.

Esta película opta al Premio de la Crítica de la ACCEC.

Premios y nominaciones

Audio y subtítulos

Versión en Español
Audio: Español

Más información

Géneros:
Comedia, Drama, Romántica
País:
España

Títulos similares

los primeros minutos de la película sorprenden por lo lowcost de todo, y parece que se aproxima un truño, un despropósito, pero poco a poco el director hace algo muy generoso, que es mostrar el ambiente en el que se mueve, las cosas que vive, y muestra muy bien los ambientes gays y hipster de barcelona actualmente. hay muchos momentos cringe en la película, que no tengo claro si el director los estaba buscando o le han salido sin querer, pero son momentos cringe muy reales, propios de las relaciones superficiales, de la noche, en los que uno sale a la calle por FOMO, y en los que te presentan a personas que te dan igual y les das dos besos y que lo único que tienes para rellenar el silencio es preguntar QUÉ TAL ochenta veces.

Me esperaba una bazofia y me encontré el terciopelo azul español. No estaban altas las expectativas. Unos amores imaginarios lolailos, que sí, aunque sean de la ciudad condal... Yurena Rossellini. "A las penas, penes!". Decadencia millenial. Queer friendly. Españolada. Comunicación whatsapp. Cine lowcost. Amigos, ay, amigos... y compañeros de piso. Bata de primark con camiseta de las Espais Guerl. Perseguir amantes fugaces. Que te dejen con un flan y como un flan en el bar de tu barrio. A mí me representa, porque me he enamorado de Marc Ferrer cantando Paraíso. "Después tenemos Holy Motors... que lo único que recuerdo es el mono en la casa". Cómo hemos llegado aquí? "Ey, quieres quedar?" Joder, no sé. Lorazepam y vitaminas. No se la pierdan. Para tí, que estás de morros esta noche. A mí me representa. No lo he dicho aún? Gracias. Total...el futuro se hará sin nosotros...

(Editado)

fantasia. viva el opppening cantado y la escenav/reflexion del cine y sus fines-

hjquique

Me encantaaa un beso a todos sobre todo a marc y a yurena !

9

"La cantante Yurena (antes conocida como Tamara), es la presencia mediática del filme de Marc Ferrer que funciona como metaficción en la que Godard y John Waters se dan la mano."

Javier Zurro de El Español

8

"Con su nueva película, Marc Ferrer vuelve a elaborar un cuadro de Barcelona y del mundo hipster, moderno y falso que la rodea añadiendo sus ya típicas toneladas de pop y glitter. Sin embargo, aquí el cineasta se lanza al vacío haciendo homenajes a grandes películas del cine moderno europeo (Godard, Rossellini, Truffaut) y también, a cintas míticas de nuestra patria, como son esos momentos musicales en el bar Believe (ay, el Believe, sede actual de “Tu peluca me suena” y otros espectáculos drags), que fácilmente indentificamos como almodóvarianos. "

Marina Cisa de Videodromo