6,7

La buena vida

· 95min.

Santiago, 2008. Teresa (45), Edmundo (40), Mario (25) y Patricia son cuatro habitantes de la ciudad, cuyas vidas se entrecruzan en medio de bocinazos, frenadas y alarmas 
No disponible en tu país

Sobre la película

Santiago, 2008. Teresa (45), Edmundo (40), Mario (25) y Patricia son cuatro habitantes de la ciudad, cuyas vidas se entrecruzan en medio de bocinazos, frenadas y alarmas de autos, pero que difícilmente llegan a tocarse. Sumidos en la vorágine urbana, cada uno de ellos persigue su sueño: Teresa (Aline Kupenheim) una psicóloga que busca salvar vidas, Edmundo (Roberto Farías) un peluquero que anhela tener un auto, Mario (Eduardo Paxeco) quiere entrar en la Filarmónica, y Patricia (Paula Sotelo) sobrevive. Cada uno anhela algo que pareciera ser asequible. Ninguno lo logra. Lo que obtendrán será inesperado.

Dirección y reparto

Dirección:
Andrés Wood

Premios y nominaciones

Audio y subtítulos

Versión en Español
Audio: Español

Más información

Género:
Drama
País:
Chile
Estreno en cines:
03/04/09
Recaudación: 67.577,84 €
Espectadores: 11.786
Ver ficha:
IMDB

" Es como la vida, no hay historia" La frase de una de las protagonistas que resume esta película realista que no pretende como el cine o la literatura mejorar o aumentar la vida, para bien o para mal, sino solo retratarla. Los actores maravillosos y es que Chile tiene una cantera de actores magníficos. Como en la vida no todos los conflictos quedan resueltos así que esta película gustara a muchos y aburrirá a algunos. En general bastante buena.

Una de las mejores películas latinoamericanas que ha ganado el Goya. Wood ha sido un adelantado de la ola de buen cine chileno que aparecería en los 2010s. "La buena vida" es uno de sus filmes más logrados.

8

"(...) largometraje un tanto convencional en estructura y en tono (realista aunque con escaso riego sanguíneo), pero sin duda honesta, a ratos intensa, más bien desasosegante. Su logro mayor es el de saber transmitir con convicción el latido de nuestro tiempo, un enjambre de angustias y asfixias del que pocos consiguen al final escapar."

Jordi Batlle Caminal de La Vanguardia

8

"Como el irónico título ya se había encargado de insinuar, en el film de Wood las penas son más abundantes que las alegrías, aunque paradójicamente (o no tanto) la única historia que tendrá un desenlace marcadamente trágico será relegada a los márgenes del relato."

Asier Aranzubia Cob de Cahiers du Cinema

8

"(...) Wood compone en La buena vida su particular ejercicio de hiperrealismo urbano, con la complicidad de unos actores a los que parece resultarles fácil eso que en el cine español parece casi una quimera: creer que en la pantalla hablan, sienten y respiran personas y no personajes."

Jordi Costa de El País

7

"Tranches de vie dramáticamente plausibles y rabiosamente urbanícolas, las que cuenta abarcan a todo el espectro social del Santiago de Chile de hoy mismo (pero podría ser cualquier otra urbe entre el primer y el tercer mundo), hasta terminar recordando con honestidad y casi con pudor, no como Alejandro González Iñárritu y su abominable y tramposa Babel, que todos padecemos, sí, pero como siempre, algunos, los pobres, mucho más que el resto."

Mirito Torreiro de Fotogramas