El silencio de un hombre
El silencio de un hombre
El silencio de un hombre

El silencio de un hombre

Le samouraï

Audio y subtítulos

Versión en Español

Versión Original con Subtítulos en Español

País

Francia

Año de producción

1968

Estreno en cines

15/05/71

Recaudación

164.193,11 €

Espectadores

783 011

Ver ficha

IMDB

Sobre la película

Una de las mejores películas de la historia del cine. Entre otras cualidades, "El silencio de un hombre" es un poema desgarrador del hombre solo. Es también, y ante todo, una película policiaca. La historia de un hermético y frío asesino a sueldo. 
Jef Costello es un asesino a sueldo de los que ya no quedan. Su vida está regida por la vieja escuela y en ella priman el código del honor y el silencio. Nunca traicionaría a sus mentores, pero éstos no han depositado la misma confianza en él y buscan el momento para hacerle desaparecer después de acometer un "encargo" y haber sido detenido por la policía...

Dirección y reparto

¿Cómo valoras esta película?

El estilo seco, directo de Mellville vuelve a funcionar y emocionar de una extraña manera. Fantástico el uso dell tiempo narrativo, la sobriedad de los personajes, empezando por ese hierático samurai encarnado por Alain Delon. Están todos los detalles de un "cinema verité" que enganchan, que embelesan con cualquier acción, minuciosamente trazada por una cámara que nos dice la verdad (al estilo de "Le Toru" del gran Jacques Becker). Los que no la dicen son las personas. La creación de arquetipos como el matón a sueldo interpretado por Delon, sin duda ha creado escuela. Hipnótica, fascinante.

03 abril 2019 (Editado)

Fría, metálica, "cool", esta peli entra como un trago seco y contundente. Las "lagunas" de guión no son tales porque -me parece- la narración obedece más al retrato de los estados emocionales de un personaje que, en realidad, es un arquetipo, una figura símbolo de un género -el cine negro- que para el año 68 ya estaba muerto. Epopeya, pues, de un héroe cansado, su relato, que hoy me parece muy moderno, es hipnótico y hay que leerlo en clave de la revisión que Europa le hace a Estados Unidos. Fantástica la fotografía -tonos fríos, metálicos: un look muy contemporáneo- y los largos, densos y clamorosos silencios. Simula ser cine negro americano, pero Robert Bresson no anda muy lejos. Cine de la desgarrada soledad filmado por un auténtico romántico.

11 diciembre 2017 (Editado)

Personalmente considero este filme como una enorme decepción. No me explico como puede ser valorada por un gran sector como la mejor película de cine negro de Melville. Entiendo la atracción creada por la estética que Melville elabora, esa sensación de silencio y soledad que transmite la obra. Pero a nivel de guión es un completo absurdo, lleno de lagunas y fallos dignos de una obra primeriza. Ya lo decía A.K.: "Con un buen guión un buen director puede producir una obra maestra. Con el mismo guión, un director mediocre puede producir una película pasable. Pero con un guión malo ni siquiera un buen director puede hacer una buena película. "

19 febrero 2017 (Editado)

No está mal la película sobre todo desde el punto estético. Creo que desde el punto de vista del guión es algo inocente sobre todo al final ( imagino que quería morir)...No sé si es de las mejores pelis sobre yakuzas...pero recomiendo "Yakuza"de Pollack..

07 diciembre 2015 (Editado)
9.0

"Le Samouraï has, in effect, been remade a thousand times—every impassive, hollowed-out, urban-man-of-violence movie made in the last 30 years owes it a drink. Swallowed by an anachronistic trench coat and fedora, which nevertheless blends into Melville's un-'60s-ish timelessness, Delon became here that rare thing: a movie totem, not an actor or character but a temple-god in our communal consciousness. "

Michael Atkinson de Village Voice

9.0

"``Le Samourai'' is beautifully assured and has a strong consistency of visual style and tone, but I can't say I had a great time watching it. Melville's stark, minimalist style is pretentious after a time, and even though Delon's lack of warmth is appropriate to the character, it's easy to tire of his android-with-batteries, model-on-the-runway acting style. "

Edward Guthmann de San Francisco Chronicle

9.0

"An empty room. No, not empty. In the shadows we can barely see a man on the bed. He lights a cigarette, and smoke coils up toward a wisp of light from the window. After a time the man gets up, fully dressed, and moves to a hat stand near the door. He puts on his fedora, adjusting the brim with delicate precision, and goes out into the street."

Roger Ebert de Chicago Sun Times