7,7

El silencio antes de Bach

· 97min.

Die Stille vor Bach es una aproximación a la música y a las disciplinas y oficios que la rodean a través de la obra de Johann Sebastian Bach.
No disponible en tu país

Sobre la película

Die Stille vor Bach es una aproximación a la música y a las disciplinas y oficios que la rodean a través de la obra de Johann Sebastian Bach. Una mirada sobre las profundas relacionas dramatúrgicas que existen entre imagen y música, de forma que no se concibe ésta última como un mero subrayado subsidiario de la imagen, sino como sujeto paritario del relato. Así que parte de una estructura musical previa. La banda sonora se nutre de obras de J.S.Bach, de dos sonatas de Felox Mendelssohn y de un estudio de Gyorg Ligety, que crean una bóveda arquitectónica bajo la cual transcurre la historia de la película. Un paseo por los siglos XVIII, XIX y XXI de la mano de J.S.Bach.

Premios y nominaciones

Audio y subtítulos

Versión Original
Audio: Español

Más información

Título original:
Die Stille vor Bach
Género:
Drama
País:
España
Estreno en cines:
21/12/07
Recaudación: 223.115,61 €
Espectadores: 36.883
Ver ficha:
IMDB

Es como hacer un tour turistico cutre a traves de una pantalla, lenta, aburrida y muchas veces incomoda. Los planos no son agradecidos ni tienen coherencia la mayoria de las veces. La musica excelente, pero eso es merito de otros. INNECESARIA. No entiendo porque es una pelicula española de culto (?).

eleferret

un verdadero rollazo. Y como tesis, aunque para mí Bach sea el mejor compositor de la historia, lo encuentro un insulto a los compositores anteriores: Tomás Luis de Victoria...

lembrar

Mucho ruido y pocas nueces.

(Editado)

Simbiosis fascinante de música e imagen. Vi la película por primera vez en un cine de París. Al final de la proyección el público aplaudió varios minutos. No era un festival. No era la filmoteca. Era un cine de los muchos de París.

(Editado)
8

"Película regida por una lógica más musical que discursiva (...) capaz de establecer un acto comunicativo único e intransferible con cada uno de sus espectadores."

Jordi Costa de El País