7,4

Vitoria, marzo de 1976

· 22min.

A comienzos de 1976 España se encuentra inmersa en una espiral de conflictos. La delicada situación política y el impacto de la crisis ponen contra las cuerdas al gobierno.
No disponible en tu país

Sobre el corto

Vitoria fue protagonista de uno de los momentos más críticos de la Transición. El 3 de marzo de 1976, después de asistir a una asamblea en la iglesia de San Francisco, tres trabajadores perdieron la vida por disparos de la policía. Otros dos fallecerían los días posteriores como consecuencia de las heridas. El 5 de marzo un impresionante cortejo fúnebre recorrió las calles de la capital vasca en un ambiente sobrecogedor. Elaborado únicamente a partir de material de archivo, Vitoria, marzo de 1976 es el estremecedor testimonio de unos hechos que no deberían haber sucedido nunca.

A comienzos de 1976 España se encuentra inmersa en una espiral de conflictos. La delicada situación política tras la muerte de Franco se ve agravada por el impacto de la crisis, poniendo contra las cuerdas al gobierno. En Vitoria, las asambleas de trabajadores llaman a la huelga el 3 de marzo. Se avecina una tragedia que marcará la Transición a la democracia.

Premios y nominaciones

Audio y subtítulos

Versión en Español
Audio: Español • Subtítulos: Inglés

Más información

Género:
Documental
País:
España

Títulos similares

Un gran documental que habla de la masacre organizada y llevada a cabo por los policías a las órdenes de Martin Villa y Manuel Fraga. Una operación planificada que asesinó a obreros y obreras que buscaban protestar para reclamar sus derechos, un salario digno, una democracia justa para sus hijos e hijas. La represión franquista intentó acabar con ellos, a día de hoy se sigue pidiendo justicia para encontrar los culpables. El terrorismo de Estado no es justificable.



https://www.lamarea.com/2020/09/02/por-cierto-aqui-ha-habido-una-masacre-vitoria-1976/ Aquí un artículo interesante para ahondar más en el tema.

Se relata en el único comentario que es imprescindible. Yo estoy de acuerdo. Es imprescindible eliminar este documental de esta plataforma. Tengo, debo afirmar que es más que lamentable las muertes que se produjeron, dando por hecho que las produjo la policía. No tengo más perspectiva que este documental. Dicho ésto, debo señalar el carácter tendencioso del mismo. Curioso ver desfilar los títulos de crédito. Una cosa que debo alabar es la atención que prestó en todo momento la iglesia vasca a los trabajadores, muy curioso. Incluso no se negó a celebrar la misa corpore in sepulto de los fallecidos o asesinados. Con las víctimas de ETA no solía ocurrir lo mismo. El, ya fallecido, arzobispo de San Sebastián, monseñor Setién, sabía bastante de ésto. ¿Qué mas decir? Que todas las muertes son lamentables, vuelvo a insistir. Pero, este documental es claramente tendencioso. No se merece permanecer en esta plataforma con contenidos de tan alta calidad. Por favor, seamos serios.