Max Ophüls
  1. Max Ophüls

    Alemania (1902 - 1957)

    3 títulos
    disponibles
    8 premios
    recibidos
Biografía

Empezó su carrera como actor teatral en 1919 donde trabajó hasta 1924. Dos años después, trabajó como director creativo en el Burgtheater de Vienna, dejando más de 200 obras producidas. En 1929, empezó su carrera cinematográfica, cuando fue director de diálogo bajo las órdenes de Universum Film AG (aka UFA) en Berlín. No sería hasta 1931 cuando dirigiría su primer trabajo, un corto cómico llamado Dann schon lieber Lebertran. Su trabajo más aclamado en esa época sería Amoríos (Liebelei) (1933), donde se incluirían los elementos más característicos de su obra: decorados elegantes, descripción de la psicología femenina y el duelo entre el hombre joven y el más anciano. Prediciendo la ascensión al poder de los nazis, Ophüls, un judío, se exilió a Francia en 1933 después del incendio del Reichstag y se nacionalizó francés en 1938. Después de la caída de Francia a manos de Alemania, se trasladó a Suiza e Italia y finalmente a los Estados Unidos en 1941, aunque no tendría trabajo en Hollywood. Afortunadamente, sería rescatado por un fan de sus trabajos, el director Preston Sturges, y lo eligiría dirigir una larga serie de films distinguidos. Su primer trabajo en Hollywood sería con Douglas Fairbanks Jr. como protagonista, La conquista del reino (The Exile) (1947). Después llegarían Carta de una desconocida (Letter from an Unknown Woman) (1948) o Almas desnudas (The Reckless Moment) (1949). Ophüls no volvería a Europa hasta 1950. En aquella época, dirigiría La Ronde (La Ronde) (1950), con el que ganaría el premia BAFTA a la mejor dirección, Lola Montès (1955) protagonizado por Martine Carol y Peter Ustinov, y también El placer (Le Plaisir) and Madame de... (Madame de...) (1953), protagonizada por Danielle Darrieux y Charles Boyer. En todas ellas, realiza una serie de lúcidas reflexiones sobre el misterio del amor y las relaciones humanas, desde una perspectiva muy centroeuropea que utiliza en ocasiones la ironía para ilustrar la tragedia, y que recurre a un estilo visual barroco y preciosista, sin resultar por ello nunca gratuito, sino sumamente efectivo y cercano. Ophüls moriría poco después a causa de un problema cardíaco, siendo enterrado en Cementerio del Père-Lachaise de París.

Premios de sus películas

Sus títulos disponibles