Crónica Venecia 2020: "Miss Marx" romper el corsé

Autor: Joan Sala Fuente: Filmin

Crónica Venecia 2020: "Miss Marx" romper el corsé

La realizadora italiana Susanna Nicchiarelli presenta candidatura a premio gordo con la extraordinaria "Miss. Marx", un subversivo biopic feminista dedicado a reivindicar la figura de la hija de Karl Marx y su importancia a la hora de dar continuidad a la revolución política y social emprendida por su progenitor. La lucha por el León de Oro dará paso a la lucha por el Premio del Público en el próximo Festival de San Sebastián, donde ha sido seleccionada entre sus Perlas.

¿De qué va?

Traductora, actriz, activista de los derechos de los niños y feminista, Eleanor «Tussy» Marx fue una potencia incansable decidida a llevar a cabo el trabajo de su padre, siendo capaz de enfrentarse a las grandes figuras del siglo XX, incluidos su padre y su colega Engels. 

¿Quién está detrás?

Tras darse a conocer hace apenas tres años con "Nico, 1988", poderoso debut dedicado la musa de Warhol y cantante de The Velvet Underground con el que precisamente inauguraba Orizzonti en el Festival de Venecia 2017, Susanna Nicchiarelli sigue la senda del biopic femenino y feminista con "Miss Marx", aunque en este caso sobre un marco, un personaje, una época, bien diferente. O bueno, quizá no tanto como sobre el papel parece.

¿Quién sale?

Secundaria de lujo en "Sufragistas", doblemente nominada a los Globo de Oro por su trabajo en series como "The Hour" o "Emma", Romola Garai tiene en "Miss. Marx" su primer papel protagonista y sin duda alguna, demuestra estar a la altura.

¿Qué es?

Un cruce entre "Amour Fou" y de "The Souvenir" dirigido por Bertrand Bonello  

¿Qué ofrece? 

Un biopic de época que rompe todos y cada uno de los clichés en los que supuestamente está abocado a caer, que es capaz de incurrir en la era victoriana abrazando de lleno la modernidad y haciéndolo a través de un discurso político del todo contemporáneo. De hecho, hablamos de una obra que reivindica la lucha feminista a través de la figura de una mujer cuyos logros han permanecido siempre a la sombra de su apellido. Y es que "Miss Marx" es un artefacto sorprendentemente polifacético, suerte de revolucionaria y barroca película collage en el que hay cabida para el empleo de la imagen de archivo, que no le tiembla el pulso a la hora de que su protagonista hable a cámara dirigiéndose directamente al público y que rompe moldes apoyándose en el empleo de un siempre arriesgado anacronismo. Claro reflejo de ello supone el hecho de que en ella resuenen algunos de los temas más icónicos de Downtown Boys, entre los que se encuentran la rompedora versión de la Internacional o uno de sus temas más populares como lo es I'm Enough, el cual acompaña una escena de baile que sin duda alguna, se traduce en una de las escenas más memorables de "Miss. Marx", uno de aquellos momentazos por los que seguramente recordaremos esta nueva edición de la Mostra. 

En efecto, en la nueva película de Susanna Nicchiarelli  yace el espíritu transgresor de Bonello, los claros ecos subversivos del "Amour Fou" de Jessica Hausner y sobre todo, la estela de un referente de palabras mayores como es "The Souvenir". Al igual que ya lo hiciera la británica Joanna Hogg, la excepcional película de la directora de "Nico, 1988" profundiza en una relación del todo tóxica que es presa de un enfermizo sentimiento de incondicional amor, lo cual resulta arriesgado y loablemente parádojico, ya que hablamos de un personaje que encarna el feminismo con total integridad y que no por ello deja de ser presa de la dependencia sentimental hacia un hombre. Ya se sabe, el profeso del amor no entiende de géneros, al igual que este descomunal homenaje a una de las primeras mujeres que combatieron por los derechos femeninos tampoco lo hace de encorsetamientos. 


Publica un comentario

Sin comentarios