Crónica Sevilla 2015: "The Other Side" bajos fondos

Autor: Joan Sala Fuente: Filmin

Crónica Sevilla 2015: "The Other Side" bajos fondos

"No soy Rossellini pero realizo mi cine manteniendo la propia integridad". Con estas palabras, es el propio Roberto Minervini, italiano de origen pero residente americano, quien define de forma inmejorable su insobornable cine, aquel que se rige por una métodica fusión entre realidad y ficción enfocada a destapar las miserias que esconde el impostado sueño americano.

Tras irrumpir con su revelador debut "Low Tide" (historia mínima sobre una madre soltera y su hijo de 12 años en la américa profunda) y confirmar los buenos augurios imprimidos con su ópera prima con su segundo film, "Stop the Pounding Heart" (en la que retrata una comunidad ultra cristiana en Texas) con "The Other Side", la que probablemente supongo su mejor película hasta la fecha, Minervini se adentra en los bajos fondos de Lousiana para mostrarnos otro de sus extremos, la white trash americana no solo sacudida por las drogas y las armas, sino también por la política de Obama. O al menos, eso dicen.

¿De qué va?

Louisiana es el hogar de Mark, quien comparte con amigos y familiares la escasez de dientes y la afición por la droga, que todos venden, consumen e incluso fabrican (de una forma menos sofisticada que Walter White). Está con la condicional, que le priva del derecho que salvaguarda la segunda enmienda de su Constitución: la posesión de armas. Por eso se encuentra “al otro lado” de sus conciudadanos, y del grupo de paramilitares, rednecks haters de Obama, que pasan sus días en un enfurecido entrenamiento de guerra “para proteger a sus familias”.

¿Quién está detrás?

Si algo queda demostrado por el rumbo que atisban sus tres largos rodados hasta la fecha, es que Roberto Minervini vive ante todo el cine como una misión. Por lo demás, su actividad principal es construir casas sostenibles desde un punto de
vista medioambiental en Texas, porque tal y como él mismo nos cuenta "hacer este tipo de documentales no daría en ningún caso de comer a mi familia". Amén.

¿Quién sale?

Una white trash tan degradada como definitivamente entrañable y carismática, poblada por una cosmos marginal que irremediablemente rebosa todo tipo de prejuicios y ante todo, se pone hasta las cejas de metanfetamina. También encontramos veteranos de Irak, milicianos armados y paranóicos enfurecidos con Obama, además de yonquis embarazadas. Es decir, Estados Unidos al crudo y natural.


¿Qué es?

Es la docuficción que seguro, hará las delicias de Harmony Korine: Empieza como "Gummo", sigue a lo "Trash Humpers" y termina en plan "Spring Breakers".

¿Qué ofrece?

Tal y como su título bien nos sugiere, "The Other Side" nos muestra sin censura ni contención alguna, con absoluta frontalidad, de forma tan tangente como explícita pero definitivamente honesta, 'la otra cara' de los Estados Unidos de América, transformándose así en la verdadera cara de los supuestos valores que promueve, no solo a nivel histórico el país, sino la política de Obama concretamente. Un lado oscuro que encontramos reflejado en el cosmos marginal sobre el que Roberto Minervini sumerge su incisiva cámara, concretamente en lo más profundo de Lousiana, llevándonos así al abismo social al que se asoma una nación enloquecida y descabezada. Desechos humanos directamente producidos por el país de los sueños rotos, a quienes no les queda otra posible salida que aferrarse a dos de sus grandes abanderados, culturalmente hablando. Es decir, las drogas y las armas. O bueno, quizás haya una tercera opción que los salve de la autodestrucción: la vida entre rejas.

Bajo esta demoledora premisa, Minervini logra articular sin embargo, una afectuosa muestra de docuficción (mientras sus dos primeros actos se sienten digamos, dirigidos, planificados y por consecuencia, ficcionalizados, en el tercer acto entramos en el documental observacional más puro y duro) que entre la inevitable mugre social de la que se envuelve, logra sin embargo construir momentos de embriagadora ternura. Es lo que tiene combinar el 'pico' o el disparo con el incondicional amor familiar y el sentido abrazo. Con todo ello, "The Other Side" se erige en un documento incontestablemente poderoso, no tan preocupado de señalar culpables directamente con el dedo o de propagar una ideología personal, como de representar una realidad abierta a toda posible interpretación. Peliculón.


Avatar por defecto de un usuario no logueado
Los comentarios despectivos y los spoilers serán moderados. Si tienes cualquier problema escríbenos a contacto@filmin.es