Crónica Cannes 2017: "Wonderstruck" el tarro de las esencias

Autor: Joan Sala Fuente: Filmin

Crónica Cannes 2017: "Wonderstruck" el tarro de las esencias

De Patricia Highsmith a Brian Selznick, de "Carol" a "Wonderstruck". Todd Haynes sigue destapando el tarro de sus esencias, y lo hace abrazando la adaptación literaria desde un genuino clasicismo, desde una puesta en escena de corte sofisticadamente académico que sin embargo, emana un amor y una atención por el detalle prácticamente inaudito. Y encima en este caso, para dedicar una sentida carta de amor al cine mudo. Visto lo visto, uno se queda sin palabras, nunca mejor dicho.

¿De qué va?

"Wonderstruck" narra dos historias entrelazadas: una ambientada en 1977 y contada con palabras sobre un chico que anhela al padre que nunca conoció, y la otra contada con imágenes en blanco y negro y ambientada medio siglo antes, sobre una chica que sueña con una misteriosa actriz. Dos relatos paralelos finalmente destinados a ser unidos.

¿Quién está detrás?

El director de "Lejos del cielo" y "Carol" adapta una novela de Brian Selznick, el mismo autor que inspiró "La invención de Hugo" de Martin Scorsese.

¿Quien sale?

Todd Haynes vuelve a contar con Julianne Moore, a quien ahora se le suma en una breve aparición Michelle Williams. Un genio para dos divas que sin embargo, dejan todo el protagonismo a los niños Oakes Fegley (a quien en breve veremos protagonizando "Peter's Lean" de Andrew Haigh) y la debutante Millicent Simmonds. Con el permiso, por supuesto, de la omnipresente banda sonora de Cartell Burell, que guarda incluso un homenaje impagable a  2001: odisea en el espacio. Y ahí lo dejo. 

¿Qué es?

La quintaesencia de la artesanía fílmica.

¿Qué ofrece?

La literatura siempre ha sido una de las mayores fuentes de inspiración del cine, muchas veces respondiendo a la ambición de llevar obras ya de por sí magnificentes a un nivel todavía superior. El riesgo de este tipo de apuestas es evidente, y muchas producciones se han estrellado en intentos casi impensables, mientras tantas otras has salido victoriosas y reconocidas. Entre éstas últimas, que tan solo llegan a ser unas pocas elegidas, están las que logran el éxito siendo completamente fieles a la obra, tanto en lo referente a estructura narrativa como artística. Pero también hay una segunda terna, y son aquellas adaptaciones que el material literario en el que se sustentan, sirve ante todo de mera inspiración para dotar al relato de una dimensión cinematográfica innovadora y novedosa. Pues bien, en el caso de Todd Haynes y su excepcional "Wonderstruck" podríamos englobarla dentro del primer grupo tanto como del segundo. Y es que, el director de "Lejos del Cielo" es absolutamente fiel a la obra de Brian Selznick, tanto a nivel formal como narrativo, con la pequeña gran diferencia que decide emplearla como vehículo para brindar un sentido homenaje al cine mudo. La música se antepone a la palabra, la imagen al texto (algo que ya sucede en la novela homónima de Selznick) para relatarnos un melodrama de corte eminentemente clásico y académico, aunque no por ello deje de ser absolutamente distinguido y exquisito. Es lo que provoca que "Wonderstruck" sea una genialidad, un sublime trabajo de orfebrería cinemática que resulta profundamente emocionante y conmovedora. Una obra destinada a ser disfrutada por todos los públicos que, no por ello, deja de ser intrínsecamente autoral a todos los niveles. He aquí una primera candidata a brillar con luz propia en los próximos Oscar. Deliciosa.


Publica un comentario

Sin valoraciones