Crónica Cannes 2015: "Mía Madre" Nanni Moretti con amor de hijo

Autor: Joan Sala Fuente: Joan Sala (filmin)

Crónica Cannes 2015: "Mía Madre" Nanni Moretti con amor de hijo

El ilustre director italiano de "Caro Diario" vuelve al componente autobiográfico con "Mia Madre", película que al igual que ya hiciera "Habemus Papam" hace cuatro años, ha logrado el consenso de la crítica cannoise por la sincera y entrañable afectuosidad sobre el que pivota "Mía Madre".

¿De qué va?

Una directora de cine políticamente comprometida, divorciada y con una hija, que lidia con el proceso de separación de su actual pareja, debe enfrentarse además al estado terminal en el que se encuentra su madre. Y lo hace precisamente en el momento que está rodando su nueva película, protagonizada por un actor norteamericano que es principalmente, todo un personaje.

¿Quién está detrás?

Hablamos de Nanni Moretti, un indiscutible peso pesado del cine italiano y una vaca sagrada de la industria cinematográfica europea (así como de la crítica mundial). Tal y como ya lo logrará en Cannes con su anterior "Habemus Papa", el ilustre cineasta vuelve a provocar este año consenso. No falla.

¿Quién sale?

Tras viajar exitosamente sola, Margaritha Buy vuelve a brindarnos su mejor versión en el papel de una directora de cine que no es capaz de controlar su vida y en consecuencia, tampoco su set de trabajo. Le acompañan un bufonesco (diría innecesario) John Turturro en la piel de un actor norteamericano que protagoniza su nueva película, así como el propio Nanni Moretti, que se reserva un rol secundario interpretando a su hermano.

¿Qué es?

Amor de Hijo

¿Qué ofrece?

Nanni Moretti vuelve a incurrir en el universo autobiográfico para dedicar un sentido homenaje a su madre (y a las de todo el mundo) con un retrato tragicómico que ante todo se siente profundamente humano y absolutamente sincero, con una película aparentemente pequeña cuya grandeza radica en su inabarcable corazón, que rebosa mucho más amor que dolor. Dicho esto, también cabe destacar que me quedo con la sensación de cierto desequilibrio entre el carácter cómico y dramático sobre el que "Mia Madre" bascula. Mientras que por un lado es capaz de profundizar y reflexionar con mucho tacto y sensible inteligencia emocional, no solo en el amor familiar, sino también en las relaciones humanas en general, siento que no aúna con la fluidez y armonía por la que se rige su carácter dramático, un registro cómico sustentado principalmente en los acaparadores gags de un John Turturro cuya presencia únicamente cumple con el objetivo de aligerar, cuando tranquilamente se podría obviar. Pero ya se sabe, el llanto, la emoción y ante todo la taquilla, se sobrelleva mucho mejor cuando se acompaña de unas buenas risas. Muchas luces y apenas sombras, que son atribuibles a la conmovedora y encomiable "Mía Madre".

Avatar por defecto de un usuario no logueado
Los comentarios despectivos y los spoilers serán moderados. Si tienes cualquier problema escríbenos a contacto@filmin.es